UN ENEMIGO INVISIBLE, EL FRIO

Imagen: Aboutspañol

Esta nueva entrega os vamos a dar unos datos súper importantes para cuidar la piel con estos días tan fríos.

Imagen: Bestfon
Imagen: Bestfon

-Las bajas temperaturas, el viento y la humedad pueden provocar sequedad en la piel que junto a la contaminación, contribuye a la formación de arrugas en otoño e invierno.

-El viento y el frío pueden provocar la deshidratación de la piel al bajar la humedad es común que notemos mucha tirantez en la piel y tengamos la necesidad de aplicarnos una crema.

¿Cómo puedes preparar tu piel para el invierno?

-Una piel hidratada y nutrida nos ayuda a hacer frente a los agentes externos que puedan perjudicar a nuestra piel, por ello es imprescindible la limpieza facial dos veces al día y utilizar factor solar durante todo el año.

Protégete antes de ir a la nieve.

En una jornada de nieve, es imprescindible hidratarse bien la cara con una crema protectora para el sol.

Utilizar bálsamos labiales para prevenir las grietas en los labios, heridas o yagas a causa de la sequedad.

Imagen: Aboutspañol
Imagen: Aboutspañol

Las manos también necesitan mimos especiales: si el frío se ceba con ellas. La manteca de karité o el proporcionarán una gran hidratación natural a tu piel. Recuerda masajear tus manos a diario con crema hidratante.

Mil gracias por leernos, espero que os sean prácticos estos consejos.